sábado, diciembre 21, 2013

NASA: INMINENTE INVERSION POLAR DEL SOL

Los científicos de la Nasa han comunicado que nuestro Sol invertirá su polaridad en cualquier momento. Este intercambio podría causar frentes meteorológicos intergalácticos como tormentas geomagnéticas, que pueden interferir con los satélites y causar apagones de radio.

NASA: INMINENTE INVERSION POLAR DEL SOL
La NASA dijo en agosto que el cambio iba a suceder en un plazo dentro de 3 o 4 meses, pero es imposible dar una fecha más precisa.

El sol estará también en el pico de su actividad durante la inversión del campo magnético, el cual, además de incrementar el número de manchas solares, se caracteriza por un aumento de erupciones solares y eyecciones de masa coronal. (CME).

El campo magnético cambiante del sol y las ráfagas de partículas cargadas pueden interactuar con el campo magnético de la tierra, una de cuyas manifestaciones es un repunte notable en la incidencia y el alcance de las auroras. El campo magnético de la Tierra también puede afectar a los principales sistemas electrónicos, tales como las redes de distribución de energía y los satélites GPS, por lo que los científicos están muy interesados ​​en monitorear la heliosfera.

El campo magnético subyacente se conoce como el campo magnético interplanetario, y la corriente eléctrica resultante forma parte del circuito de corriente heliosférica.

A continuación mostramos un video muestrando la posición de los campos magnéticos del Sol entre enero de 1997 a diciembre de 2013.

El video muestra cómo en 1997, el sol se muestra la polaridad positiva en la parte superior, y la polaridad negativa en la parte inferior. Durante los próximos 12 años, se observó cada conjunto de líneas deslizarse hacia el polo opuesto, finalmente, mostrando un giro completo.

Las grandes tormentas solares, asociadas a llamaradas y eyecciones de masa coronal, son motivo de preocupación, ya que afectan a los satélite de orbitan la Tierra , las telecomunicaciones, las redes de energía eléctrica, y otras tecnologías.

Algunos científicos dicen que los rayos cósmicos también pueden afectar el clima y el nivel de nubosidad de la Tierra.