martes, junio 25, 2013

COSME SE CONVIRTIO EN HURACAN PERO SE ALEJA DE LAS COSTAS MEXICANAS

La tormenta tropical Cosme, que este martes se convirtió en huracán al transitar por el Pacífico, se aleja paulatinamente de las costas de México aunque provocará fuertes lluvias en el oeste y sur del país, informó una fuente oficial.


"La tormenta tropical Cosme se ha intensificado a huracán categoría I, se localiza al suroeste de Jalisco (oeste mexicano) y se desplaza hacia el noroeste (...) alejándose del país", informó el Servicio Meteorológico Nacional de México (SMN) en su último reporte.

Se prevé que el fenómeno meteorológico "se intensifique durante la tarde, manteniéndose con categoría I", precisó la misma fuente, que pronostica "lluvias muy fuertes a intensas, oleaje elevado y rachas fuertes de viento" en los estados de Guerrero (sur), Michoacán, Colima, Jalisco y Nayarit (oeste).

Hacia las 15H00 GMT, Cosme se encontraba a 625 km al oeste-suroeste del turístico puerto de Manzanillo, en Colima, y a 605 km al oeste-suroeste de Cabo Corrientes, Jalisco. Se desplaza hacia el noroeste a 30 km/h con vientos máximos sostenidos de 120 km/h y rachas de 150 km/h.

El estadounidense Centro Nacional de Huracanes (NHC) precisó que a esa misma hora el huracán estaba 585 km al sur de Cabo San Lucas, en Baja California (noroeste), y que podría pasar cerca de la escasamente poblada isla de Socorro.

Cosme es la tercera tormenta tropical de la temporada 2013 que se forma en el Pacífico después de Alvin y Bárbara.

La primera se disipó sin causar daños, pero Bárbara se convirtió en huracán categoría I en la escala Saffir-Simpson (cuyo máximo nivel es cinco) el 29 de mayo, cuando ingresó a México por costas del sudeste. A su paso, dejó tres muertos y unas 2.000 familias damnificadas en Oaxaca y otros 2.000 habitantes afectados en Chiapas.

Para este 2013, el SMN pronosticó la formación de 14 fenómenos en el Pacífico (seis tormentas tropicales, cuatro huracanes moderados y cuatro huracanes intensos), una cifra ligeramente por encima de la media.

Por otro lado, en el Atlántico se han formado dos tormentas tropicales desde que inició la temporada 2013.

Andrea ingresó a territorio estadounidense el 6 de junio por las costas de Florida (sureste) provocando a su paso inundaciones, daños menores en viviendas, pero ninguna víctima.

En tanto, Barry ingresó a México por costas de Veracruz (este) el jueves pasado, dejando tres muertos y cerca de 2.500 damnificados.

Durante 2013, las autoridades esperan 18 fenómenos meteorológicos en el océano Atlántico que podrían afectar territorio mexicano, una cifra muy superior al promedio histórico.