jueves, septiembre 10, 2020

ALEMANIA IMPONE ZONA DE CUARENTENA TRAS DETECTAR CASO DE PESTE PORCINA AFRICANA

 ALEMANIA ha confirmado su primer caso de peste porcina africana (PPA), lo que hace temer un caos económico para el mercado multimillonario de exportación de carne del país.

La ministra de Agricultura Julia Kloeckner dijo que el caso se refería a un jabalí encontrado cerca de la frontera germano-polaca en el estado oriental de Brandenburgo anoche. Dijo que las pruebas realizadas por los investigadores del Instituto Friedrich Loeffler durante la noche habían confirmado la enfermedad. 

Peste porcina africana detectada en Alemania
En el caso de un brote entre cerdos domésticos, todos los animales de las granjas afectadas tendrían que ser sacrificados.

Además, el estado de Brandenburgo, en Alemania Oriental, ha dicho que impondrá una zona de cuarentena de 15 km alrededor del área donde se descubrió el caso, según Reuters.

La ministra de salud de Brandenburgo, Ursula Nonnemacher, dijo que también se prohibirá al público entrar en una zona central de 3 km de radio mientras se realizan las investigaciones.

En Alemania se ha temido que sus principales exportaciones de carne de cerdo a China y a otras regiones de Asia se vean amenazadas si la enfermedad llega al país.

Los países asiáticos, incluido el comprador gigante China, imponen regularmente prohibiciones a la importación de carne de cerdo procedente de regiones en las que se ha descubierto la PPA, lo que provoca una dolorosa pérdida de negocio.

La Sra. Kloeckner dijo que el gobierno alemán ha estado en contacto durante la noche con China, un importante importador de carne de cerdo alemana.

Dijo que los dos países nunca habían firmado un acuerdo formal sobre la enfermedad «por lo que estamos en diálogo permanente».

El Ministro dijo que Alemania estaba haciendo hincapié en el «principio de regionalidad» en el caso y esperaba que el comercio alemán de carne de cerdo con otros países europeos continuara.

La regionalidad significa que los compradores extranjeros sólo imponen restricciones a la importación de carne en una región de un país proveedor que ha sido afectada por una grave enfermedad animal.

Alemania exportó unas 158.000 toneladas de carne de cerdo por valor de 385 millones de libras esterlinas entre enero y abril de 2020, el doble que en el mismo período de 2019.

Alemania había temido una propagación de la enfermedad después de que se confirmaran casos en jabalíes en el oeste de Polonia en los últimos meses, con un caso polaco encontrado a sólo unas seis millas de la frontera alemana.

Recientemente se han confirmado también casos en otros 10 países europeos en jabalíes que se sospecha que están propagando la enfermedad.

La Sra. Kloeckner dijo que «no había motivos para el pánico» y que las autoridades alemanas estaban evaluando intensamente las medidas que debían adoptarse ahora para combatir la enfermedad, especialmente para proteger a los cerdos de las granjas.

El portavoz del gobierno Karlheinz Busen dijo: «El punto ahora es prevenir a toda costa una mayor propagación y transmisión a las poblaciones de cerdos domésticos».

El centro de crisis del estado de Brandenburgo y los centros de crisis municipales participan en la preparación de medidas de protección.

Un portavoz dijo que en los últimos años se han realizado varios ejercicios en gran escala para tratar las enfermedades animales.